Este 5 de abril se cumple un año más de la tragedia grunge más desgarradora de los años 90. Estas fueron algunas de sus bandas y de sus influencias.

Con el final de Kurt Cobain también llegó el final de Nirvana bajo el lamento de millones de desesperanzados y agobiados seguidores que tal vez vaticinaban el trágico momento de una muerte anunciada. 

Se ha hablado mucho de lo sucedido y hasta conspirativas versiones de asesinato se han llegado a publicar. Lo cierto es que ese martes 5 de abril de 1994 el curso de la historia cambió no solo para los más cercanos a la familia Cobain, sino también para una generación que entendió el dolor, la furia, el inconformismo y la impotencia por medio de las canciones de una banda de Seattle.



 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by La X Más Música (@laxmasmusica) on

Con la historia escrita y los nefastos hechos narrados, nos queda recordar al líder de Nirvana de otra manera, como lo hacen año tras año sus admiradores, y es con su música, sus influencias y con un legado que no le interesaba dejar, pero que al final, nos terminó impregnando a todos.

En 1985 Cobain y su amigo de batallas, Chris Novoselic, se divertían en una agrupación llamada The Sellouts formada única y exclusivamente para rendirle tributo a una banda: Creedence Clearwater Revival. Su sonido de carretera, su sicodelia y sus letras seducían tanto a Cobain que terminaron enamorándolo e influenciándolo para sus futuras composiciones. De su amor por la icónica banda de El Cerrito, California, quedaron varios covers como este de Bad Moon Rising.

 

Tras una corta pero sustanciosa existencia de su banda tributo, Kurt Cobain decidió armar una banda de verdad y a finales del 85, tras dejar el colegio, fundó Fecal Matter junto a Dale Crover y Greg Hokanson. Con canciones propias y covers de bandas como The Ramones, Led Zeppelin y Jimi Hendrix, Fecal Matter se convirtió en el primer paso que daría Kobain para formar Nirvana. “Illiteracy will prevail” es el único demo grabado por la banda (en la casa de una tía de Cobain) con 13 canciones originales, algunas de ellas publicadas tiempo después en discos de rarezas de Nirvana, en donde con sencillez y suciedad se burla del glam y de los “chicos malos”. De la primera agrupación de Kurt también hicieron parte los músicos de la banda Melvins, Buzz Osborne y Mike Dillard (quienes solo durarían un par de ensayos).



 

En 1986 Chris Novoselic escucha el demo de Fecal Matter y encuentra cierta magia en canciones como Spank Thru, por lo cual le propone a Cobain formar otra agrupación a la cual bautizaron Stiff Woodies, esta vez con Kurt en la batería y Novoselic en guitarra y voces. Durante dos años consecutivos la pareja fundadora de Nirvana formó y clausuró más de 8 agrupaciones con composiciones originales, covers y presentaciones (junto a varios músicos) en cuanto garaje y bar se les atravesara. Esta es una grabación de una presentación de Stiff Woodies en la estación de radio KAOS Olympia Community Radio (batería de Kobain), en donde se puede percibir la influencia de bandas como Iggy and the Stooges, The Raincoats, AC/DC y hasta Kiss.



 

 

En 1987 aparece Chad Channing (primer baterista de Nirvana) en una de sus múltiples formaciones musicales, esta vez, bajo el nombre de Ted Ed Fred. Esta es, posiblemente, el origen de Nirvana con una formación “estable” y un proyecto que traspasaría lo underground. Aquí se les puede ver en una presentación en 1988.

 

 

Durante algunos meses de 1989, Kurt Cobain hizo parte de la agrupación The Go Team fundada por la que sería su novia de aquel entonces, Tobi Vail. Con esta banda Cobain grabó las canciones Bikini Twilight y Scratch It Out estampando su nombre en las guitarras como Kurt Kobain.

 

 

Durante toda su vida, Kurt Donald Cobain se alimentó de importantes agrupaciones y artistas para satisfacer su sed musical y mental. Bandas como Led Zeppelin, Pixies, The Vaselines, y nombres como David Bowie e Iggy Pop, le sirvieron para lograr alejarse por momentos del bullying y de la depresión, dándole la inspiración necesaria para fundar el amor de su vida y al mismo tiempo, la razón de sus peores adicciones: Nirvana.

 

 

A finales de 1988 y comienzos de 1989 Chris Novoselic, Kurt Cobain y Chad Channing se contactan con el sello discográfico independiente Seattle Sub Pop para lanzar el sencillo Love Buzz y posteriormente, se sientan a grabar su primer disco, “Bleach”, con la producción de Jack Endino. La corta historia de Nirvana había empezado oficialmente, sin saber, que este sería el comienzo del fin para su líder.

 

 

En el 91 vendría la globalización de la banda, ya con Dave Grohl sentado en la batería (reemplazando a Dan Peters) y un disco exitoso llamado “Nevermind” bajo el brazo. Entre más luz comercial le entraba a la banda, más oscuridad arropaba a su cantante, desinteresado de la idea de fama y una vida perfecta. Su vida se había convertido en lo que más había criticado.

 

 

En el 93 llegó el tercer y último disco de Nirvana, “In Utero”, un preámbulo del fin, una despedida perfecta.

 

 

La historia de Nirvana y Kurt Cobain ya está escrita. Descripciones de sus canciones, reviews de sus discos, documentales, grabaciones inéditas, testimonios de amigos. Solo queda recordarlo, en cualquier momento de oscuridad, de inconformismo o de tristeza, con canciones y artistas que hicieron parte de él en un mundo cada vez más lejos del color rosa. 


  • Escuche aquí el especial de Alejandro Marín dedicado a Eric Clapton: Clapton is God